jueves, 12 de junio de 2014

Descargo

Que frustrante es cuando uno intenta contar sus inquietudes o compartir algo que realmente me importa y que la otra parte no se interese en escucharlos porque prefiere prestarle atención al televisor. No quiero pensar que un programa es mas importante que lo que piensa su hija, aunque lo pienso… siempre fue así.